Tachan tachaaaaaaan, ¡Rajoy tiene en su poder el auto y el sumario del Caso Arona!

En menos de dos semanas la Plataforma Arona Anticorrupción ha colocado los problemillas legales del municipio en Bruselas y parece que en La Moncloa. No está mal, eh 😉 !!

El mochila y yo nos colamos en plan contra espías haris en la comida-mitin de sabor platanero que protagonizó Mariano Rajoy en Arona y, en concreto, en las instalaciones de Coplacsur. Bueno, en realidad no nos colamos, sino todavía más fuerte: ¡¡nos invitó el propio PP!!

Lo pongo entre exclamaciones porque que nos inviten a un sarao de los de ir por casa, pues todavía va y cuela como normal, razonable y poco arriesgado. Pero para poner a su candidato a la presidencia del Gobierno estatal a tiro del mochilero de Ciudadanos por Arona y de la Blanca Hari, ya hay que tener valor…

Para nuestro completo asombro con lo marchosit@s que está la peña del PP, no solo nos invitaron a su convite con el parece ser próximo presidente de España, sino que cuando dejamos caer nuestros planes de colocar los escándalos de corrupción de Arona en la mismísima Moncloa ¡¡¡se ofrecieron a ayudarnos!!! No todo el PP de Tenerife y de Canarias, claro. Con unos poquit@s marchosos bastó. Y no miren solo para Arona, que aunque les cueste creerlo, desde la ejecutiva insular también nos echaron una manita para darnos el gusto en nuestro empeño por que Rajoy conozca el Caso Arona.

Rajoy besuquiado, lambuceado y sobajado.

Claro que tanta ayuda no era solo para poner la carpeta anticorrupción en manos de Rajoy. Para eso hubiera bastado con hacernos pasar por un@ de tant@s que se abalanzaron sobre él a besarlo (más bien besuquearlo), achucharlo (xd, ví como una doña le agarraba los mofletes al resignado Rajoy en plan ‘ay mi niño’), y retratarlo (el ‘pobre’ hombre acabó con la barba lambuceada y todo sobajado -pa’ mí que algun@ hasta le metió mano- y con la barba lambuceada). Pero tampoco crean que se le veía sufrido. Algo cansado si acaso. Pero encantado de la vida con los aplausos, vítores y achuchones.

Pero no no, no se trataba solo de encasquetarle la carpeta en sus manos. Sino de abrirle boca para que la abriera y se animara a empezar a leer.

Compromiso de lectura.

En ese sentido, lo que logramos fue el compromiso del que vino con él partiendo el bacalao (supongo que su jefe de campaña) de que leerá el dossier introductorio que le dirigimos en nombre de la Plataforma Anticorrupción sobre el Caso Arona. Es más, detalló que Rajoy suele dedicar parte de los fines de semana a lecturas como esa. Matizó que aunque con la campaña electoral encima es difícil que tenga tiempo, segurísimo que después de las elecciones ojeará la dinamita que le entregamos con la esperanza de hacer volar la mierda que lastra a la Administración Local en Canarias y más allá (me corto en poner “España” por cortesía a la facción independentista de la plataforma, que con tanto PP y Rajoy pa’rriba y pa’bajo y con tanta IU, Willy Meyer y Europa de lado a lado, l@s pobres deben estar horripilad@s 😉 ).

Así que bueno, aunque sea mentira (ya se sabe lo que pasa con las promesas en campaña 😉 ), por lo menos han sido amabilísimos y nos han dejado la ilusión de imaginar al probable próximo presidente estatal ojeando las diligencias previas o sumario del Caso Arona, y el auto de cierre de instrucción.

Ays, y con el PP entre la lista de imputaciones. Solo uno de los 30 es del PP (o era), jaaajaajajaj, pero con el premio gordo del cohecho. Ya saben que el imputado que peor peor peor lo tiene es el ex candidato del PP a la alcaldía aronera, ex portavoz municipal, ex coordinador comarcal del partido en el Sur, ex consejero de Sur en en Cabildo de Tenerife y pregonero de las fiestas de Los Cristianos (esto último ya casi más desde CC que desde el PP), osease, Félix Sierra.

Y de postre con el Caso Arona, dos imputados del nuevo socio del PP en Canarias: el CCN (CCN-CAN, Manolo Barrios y Daniel Martín). A Barrios no lo ví, aunque me consta que él y su Fuentes estaban invitados. Pero sí estaba Ignacio González.

Debilidades pro corrupción de la Administración Pública.

Pero nada, ni con esas se achantaron nuestros agentes del PP a la hora de ayudarnos a poner el Caso Arona (en realidad los Caso Arona) en manos de Rajoy. Aunque también es verdad que en el dossier nos cortamos un poquitín y en vez de cargar contra los partidos involucrados, nos centramos más en las debilidades pro corrupción probadas en la Administración Pública (y en los mecanismos de supuesto control existentes) a través de ejemplos con cuño judicial como el del Ayuntamiento de Arona. Citamos las siglas de los políticos imputados, eso sí, claro. Aunque bueno, los detalles del dossier y de las propuestas anticorrupción mejor se las cuento en otro post, que éste ya va largo de sobra. Bueno, eso y más cosillas les tengo que contar sobre el fiestuqui pepero de ayer… y sobre algunos más 😉 .

Por cierto, hubo hasta tarta de cumpleaños y canción venelozana de felicitación para Águeda Fumero, la número dos del PP al Congreso de los Diputados. ¿Han reparado en que tiene todos los puntos para ser la primera diputada-o del Sur de Tenerife?

Jeje, si es que al final en Arona siempre aflora el gaferío de su alcalde, Berto González Reverón: basta que embista contra alguien, crea que lo ha aniquilado y celebre la victoria, para que a esos ‘álguienes’ les vaya de puta madre. Y se ve que con los de Cabo Blanco el gafe se le disparata completamente, porque entre Águeda y José Antonio Reverón, chiquitas derrotas apoteósicas se está comiendo… (jajajajaj, el vicio es el vicio. Ni con Rajoy por medio dejo de lado al emputado alcalde de Arona).