Razón, humor y diccionario contra la sanción “por mala fe” (y parte 3)

La concejal Raquel García (PP) advierte a la secretaria que no se banca lo del castigo por mala fe, que ya le vale la columpiada y que si no rectifica por las buenas, se va a enterar de lo que significa actuar de mala algo 😆

No lo ha dicho exactamente con esas palabras, ¡sino con otras casi peores!

Digamos casi que mi interpretación de arriba es una versión dulcificada del escrito que le ha estampado la mega concejal marchosa del PP, Raquel García, a la secretaria general del Ayuntamiento de Arona, Tania Rodríguez Regueiro, por basar un castigo económico contra ella y otros nueve ediles de la oposición en su supuesta “mala fe”. Que eso pa’ ella si quiere (esto último, interpretación mía sacada del entrelíneas del escrito).

La avisa de que ni ella ni su grupo “aceptamos de ninguna la disquisición que usted hace sobre nuestra Mala Fe, esperando por vuestra parte una rectificación por desagravio” (el “vuestra”, con tono de cachondeo, claro). Y concluye a lo zaaaas “la defensa de nuestros legítimos derechos por la razón nos llevarán hasta agotar todas las vías, recurriendo para ello a todas las instancias que a nuestro alcance tengamos a bien invocar”.

El escrito entero está redactado con tono de retintín y culto-pedante. Adrede, claro. Jeje, forma parte de la risaterapia que nos metemos para no desquiciarnos ni sufrir naíta con los disparates político-técnicos que se cometen a diario en ese decadente Ayuntamiento. Dudo que las señoras secretarias le hayan pillado el puntito gracioso a la petición de rectificación que les ha estampado Raquel. Jajaja, de hecho cuentan que ambas secretarias, sobre todo Tania -la general-, andaban sulfuradísimas con la edil del PP. Eso ya antes de que yo posteara su disparatado castigo contra los ediles de la oposición que no aceptaron la imposición de un alcalde ilegal, incompatible para continuar en el cargo y obligado al cese ex lege en función de la Ley Electoral por su condena de inhabilitación por prevaricador, según informó hasta la propia secretaria). Para verla-s ahora 😆 .

Y que conste que yo no tuve nada que ver con la redacción del escrito. Con su presentación sí, jeje. En cuanto leí que el impago de las dietas de cinco plenos a los 10 ediles de la oposición que abandonaron las sesiones plenarias durante la gravísima crisis legal e institucional que protagonizó el Ayuntamiento de Arona entre septiembre y noviembre de 2012 al estar regido por un alcalde ilegal que se negaba a aceptar la ley orgánica que lo hacía incompatible para continuar en el cargo, según la explicación oficial de la Secretaría del Ayuntamiento de Arona, responde a la alegre interpretación de que los concejales sancionados “actuaron de mala fe” por levantamiento “reiterado”, uffff. Jajaja, entre cachondeo y cachondeo, les dejé clarito que si aceptaban de buen grado ser institucionalmente tildados de “concejales de mala fe”, yo no tendría más remedio que referirme a ellos a partir de ahora en esos términos.

Digan que a Raquel no hacía falta que le calentara nadie las orejas para estar indignada con el insultante castigo que le ha puesto la secretaria en nombre del Ayuntamiento de Arona. Pero mi tocadilla hari de narices valió para que el Dioni (portavoz del PP) y Gerardo (número dos) tomaran la determinación de tomar partido al grito de “esto es una infamia y no lo vamos a permitir” 😉 . Y como el argumento del castigo es de tomadura de pelo, pues hala, a seguir el cachondeo, pero en serio. Es decir, la advertencia de que si la secre no rectifica recurrirán judicialmente, va en serio. El cachondeo va en la forma de decírselo, jeje. Al final hasta Dionisio Rocha intervino en la redacción del escrito, aunque quien lo firma es la marchosa Raquel. Jajajaja, luego me decía que cómo iba a postear el escrito (lo conseguí sisándolo, jeje), que iba a parecer una enterada 😆 .

Es que a quién se le ocurre… Sancionar a los que sufrieron la surrealcaldía ilegal de Arona con 500 euros por barba (casi 300 euros líquidos). No poner ningún castigo económico al menos similar ni mover ni un solo dedo contra el ex alcalde ilegal ni contra los ediles de CC y CAN que liaron tan escandaloso guirigay legal que tuvieron que intervenir el fiscal general del Estado por intermediación del diputado de IU Gaspar Llamazares, la fiscal jefe provincial y, entre otros, finalmente la Audiencia Provincial tinerfeña (adelantó varios meses su respuesta en firme al recurso de apelación que había presentado el entonces alcalde ilegal contra su condena de inhabilitación). Y argumentar oficialmente sin ningún tipo de sustento reglamentario-normativo ni legal sólido, que los primeros actuaron de mala fe 😯 .

Ah, como si les retiran lo de la mala fe el Ayuntamiento de Arona tiene que pagarles esas dietas, para que nadie pueda decir que por lo que están luchando es por la pasta, el PP se compromete a donar sus dietas para  apechugar con idas de perola y abusos semejantes contra otros vecinos del municipio, empezando por Julio Concepción (CxA) y la injustísima sanción represora que le ha puesto el Ayuntamiento por convocar y anunciar una manifa reclamando la terminación y puesta en marcha del Hospital Público del Sur (en realidad no lo sancionan por eso, sino por ser habitualmente crítico y molesto para el grupo de gobierno de CC y los suyos).

Un gesto de dignidad (patalear contra castigos injustos y abusos en general) y, ya puestos, lucha contra otra indignidad (la multa vendetta contra Julionátrix). Y con marcha humorística. Haris haris estos peperos 😉 .

Preparen diccionario, que viene sarcasmo culto.

Si no lo leeen bien, avisen.

.

.