Fallece Salvador Alayón, el cabrero memorioso. Nuestro abuelo de leyenda

Arona pierde su memoria más entrañable. 

Gracias por todo Don Salvador. Por rescatar del olvido tantos recuerdos. Por ordeñar para las generaciones de hoy y mañana el ayer y el anteayer de Arona y del Sur de Tenerife (descubrió uno de los yacimientos guanches más importante) y por haberlo servido con tanto entusiasmo, simpatía y sabiduría. Memorable. Como narrador, como protagonista, como cabrero, como maestro y como ser humano. Una de esas personas que ya era leyenda cuando estaba vivo.

Día de luto en Arona. Falleció anoche, como ha explicado en Facebook su cronista y amigo Marcos Brito. Esa red social es buen ejemplo del inmenso cariño que tantísimos aronerxs y tinerfeñxs tenemos a Don Salvador, un cabrero para el recuerdo (como tituló Brito uno de sus libros sobre este fascinante  personaje.

Les posteo la linda nota fúnebre que le ha dedicado Marcos Brito (y la foto que la acompaña).

Anuncios

La prueba de que el gobierno local de Arona (CC) ha perdido el juicio

Además del juicio, el Bertismo ha perdido el sentido del ridículo. No tienen vergüenza…

Adjunto la nota que el imputadísimo gobierno aronero envió en nombre del Ayuntamiento (no de su partido, CC) quejándose de que la Justicia no absuelva a sus imputados como a los de Granadilla (PSOE)

¿Narcisismo patológico? ¿Trastorno histriónico de la personalidad? ¿Trastorno delirante? (si pinchan en esos links la van a flipar 😉 )

Porque si  la explicación de que el gobierno local de Arona (CC) emita un comunicado público con tal cantidad de sandeces no reside en la psicopatología y los trastornos mentales (locura, pérdida de juicio), entonces residiría en la mentira y la mitomanía

O, aún peor, en el significado exacto de términos como tonto (personas que poseen una inteligencia escasa, torpes o con una conducta poco pertinente, y que hacen o dicen tonterías-necedades). La estupidez y la torpeza tampoco las descarto… Ni la ruindad, por el afán manipulativo de este pitorreo a la verdad, la sinceridad y la honestidad, al sentido común y a la inteligencia de los receptores de su mensaje.

El alcalde de Granadilla, Jaime González Cejas (PSOE), ya ha respondido a los desvaríos difundidos por el gobierno bertista de CC diciendo que el Caso Granadilla y el Caso Arona (no aclaran cuál de los tres) son “muy similares”. Llegando a matizar que “con la diferencia fundamental de que en Granadilla, y según se desprende de los datos de la investigación hechos públicos, se concedieron licencias con todos los informes desfavorables, mientras que las licencias concedidas por la Junta de Gobierno del Ayuntamiento aronero SIEMPRE iban acompañadas por un informe favorable a la decisión de conceder la correspondiente licencia, aunque queremos aclarar, en todo caso, que en este ámbito los informes técnicos y jurídicos son preceptivos, pero NO VINCULANTES”.

Jajajajajajajajjaja, vamos, que vienen a decir gritando y todo con mayúsculas ¡que las irregularidades urbanísticas del Caso Granadilla eran todavía más graves que las de los Caso Arona 1, 2 y 3! Dicen más burradas, pero mejor léanlas por ustedes mismos…

Bien pensado, y visto que este comunicado fue emitido el mismo que saltaron el Caso Arona 3 y las nuevas imputaciones del alcalde y de parte de su equipo de gobierno, la raíz de estas desacertadas declaraciones del gobierno bertista puede residir en términos como pataleta y desesperación.

Qué ridículo xd…

(Recuerden que si pinchan las palabras de tono morado del texto de arriba (links) enlazan con información complementaria).

.

Por si no leen bien la reproducción del comunicado, les copio su contenido:

Tras conocer la noticia del archivo de la causa judicial contra algunos miembros de la corporación del vecino municipio de Granadilla, desde el gobierno local de Arona queremos expresar nuestra perplejidad al comprobar el trato desigual que nuestros compañeros han recibido con respecto a la resolución de las circunstancias judiciales que nos afectan hasta el momento.

En el gobierno municipal de Arona nos alegramos de que nuestros homónimos granadilleros hayan tenido la posibilidad de poner las cosas en su sitio, aunque también entendemos que se trata de causas muy similares, con la diferencia fundamental de que en Granadilla, y según se desprende de los datos de la investigación hechos públicos, se concedieron licencias con todos los informes desfavorables, mientras que las licencias concedidas por la Junta de Gobierno del Ayuntamiento aronero SIEMPRE iban acompañadas por un informe favorable a la decisión de conceder la correspondiente licencia, aunque queremos aclarar, en todo caso, que en este ámbito los informes técnicos y jurídicos son preceptivos, pero NO VINCULANTES.

Por lo tanto, las decisiones que tomó la Junta de Gobierno de Arona en relación a la concesión de licencias estuvieron amparadas, EN TODO MOMENTO, por el criterio de técnicos de este Ayuntamiento, no llegando a ningún acuerdo que contraviniera las recomendaciones de los mismos.

Por este motivo, no podemos más que mostrarnos sorprendidos de que ambas causas hayan tenido recorridos tan diferentes, y como defensores de los valores democráticos que somos, y teniendo el máximo respeto por la justicia, reivindicamos un trato igualitario, con el convencimiento de que en todos los estamentos públicos es prioritario el mandato constitucional de que la ley debe ser igual para todos.

Esta gente esta fatal de lo suyo…