Un empresario ha estado pagándole a un concejal de Arona un sueldo en B “por miedo”

  • El político aronero ha cobrado durante buena parte de este mandato casi 1.000 euros mensuales no declarados.

  • Su víctima empresarial, de origen extranjero, dejó de pagarle cuando fue informado de que ese tipo de abusos no son normales ni siquiera aquí.

Cuando uno cree que la política aronera ya no puede sorprenderle más, zas, llega la realidad y se queda luciendo ojos de cherne una semana… Grrr, de esta me pillo complejo de ingenua.

Me explico: que los partidos políticos se suelen financiar con dinero en B y que muchos políticos cobran sobresueldos no declarados de sus organizaciones político-empresariales, es algo que tengo asimilado hace mucho (bastante antes de que Bárcenas y el PP quedaran al descubierto en ese sentido; hasta en la transcripción de las escuchas del Caso Arona 1 hay ejemplos de eso –aunque pasaron desapercibidos para el instructor–). Pero descubrir que un concejal del Ayuntamiento de Arona ha estado sonsacándole a un empresario un ‘sueldo’ mensual de casi 1.000 euros durante este mandato aprovechándose de su miedo a cortarle el grifo por temor a represalias, es algo que me deja pasmada incluso a mí. Sigue leyendo

“Golfos” (By Santiago Díaz Bravo, en ABC)

Sobre la golfería del alcalde condenado que no dimite y sobre sus cómplices de Coalición Canaria. 

Aunque con unos días de retraso, aquí tienen haris otra magnífica joya periodística sobre el hastío que siente la gente con sentido común frente a grotescos espectáculos como el que están dando el alcalde de Arona, el condenado a cuatro años de inhabilitación por prevaricación continuada (Caso Enchufe), y sus cómplices de Coalición Canaria. Golfería en toda regla, sí señor. Como de costumbre, atinadísima la pluma de Santi Díaz. Y no porque coincida con mi criterio y ataque a mi inquerido alcalde corrupto, que también 😉 , sino porque dice verdades como templos.

Coincido con Santi: Golfoooooooooooosssssssss . Ains, qué gusto soltarlo, es como terapéutico. Esperen que repito la placentera terapia antigolfería surreabertista: GOLFOOOOOOOOOOOS, jajajajajajja.

Para leer el artículo completo en el periódico ABC pinchen sobre la siguiente imagen:

No lo posteo entero porque no se debe hacer sin autorización del autor o del medio. Pero no me resisto a postear aquí el último párrafo de ese artículo:

“Defender lo indefendible, ceñirse a los vericuetos del entramado legal para justificar la permanencia en su puesto de quien ha perdido el sustento moral necesario para representar a la ciudadanía, supone un paso más en el vilipendio del antaño noble arte de la política y el agrandamiento del abismo que separa a administradores y administrados, máxime cuando dicha costumbre, convertida en dogma, no entiende de siglas y da la razón a quienes opinan que golfos unos, golfos otros y golfos los de más allá”.