El Ayuntamiento de Aronalipsis entra en fase de autodestrucción (3)

Urbanismo, denuncias, cursos, imputaciones, Plan General, recursos, unidades de actuación, querellas,…

Y el Urbanismo, ufffffff. Con el alcalde y varios concejales imputados por partida doble (en dos causas) por delitos urbanísticos y con varios técnicos metidos en la tangana, imagínense. Con decirles que el concejal de Urbanismo, Carmelo García, gasta fondos públicos en pagarse cursos-jornadas sobre derecho, justicia y responsabilidades penales (la historia da más de sí, a ver si tengo tiempo y la cuento un día de estos 😛 ).

Claro que él, que no está imputado ni tiene abogada que ver en Madrid, cursos como ése los hace dentro del Archipiélago (debe ser que las imputaciones dan puntos para optar a formación política en la Península). Otro cantar son los cursos sobre participación ciudadana y ‘desparticipación’ ciudadana que hace el imputado alcalde en la capital española a cargo del erario público (hizo uno titulado Desmitificando la Participación Ciudadana 😮 ). Vaya, qué casualidad, donde está la abogada penalista de la que tanto depende desde que se puso a batir récords de imputaciones. Este mes seguramente no le toca curso, porque como Fitur es en Madrid 😉 (“Putur”, como diría Arona Leaks, jeje).

Plan General de Arona.

El Plan General, como era de esperar, está recibiendo recursos y está por ver que logre permanecer en vigor, al menos totalmente (es probable que la entrada en vigor de al menos algunos ámbitos sea suspendida cautelarmente). Para cada piedra o papel que quieren mover en ese área se tienen que enfrentar a ilegalidades y a complicados procesos de legalización: como botón de muestra la que tienen liada con la unidad de actuación del entorno de la iglesia del Valle, en la que los gobernantes aroneros han concedido licencias ilegales para un centenar de viviendas y locales a cuyos propietarios quieren cobrarle ahora, por lo menos, el dinero que el Ayuntamiento gastó de más (aparte de ilegalmente) asumiendo obras que le correspondían a los propietarios-promotores del suelo.

Negociaciones con los damnificados de la ua 1 del Valle.

Por cierto, está fijada para hoy una reunión de negociación entre el alcalde, el concejal de Urbanismo (vallero, para más inri) y el representante de Gomasper, la empresa que quiere desbloquear la terminación y puesta a la venta (como VPO se supone) de tres edificios de viviendas que compró a medio hacer (y la que el alcalde pretende que asuma el millón y medios que el Ayuntamiento ha reclamado en total a los propietarios de esa unidad de actuación -1,2 a los vecinos y el resto a Gomasper-). En los últimos días Berto decía que reduce la deuda vecinal a 400.000 euros (y pico) y ahora anda poniendo velas a San Lorenzo para sacar la pasta de algún lado y que alguien se la pague a los vecinos.

De momento, juega al ‘por lo menos ya no es tanto lo que tienen que pagar de algo que no les corresponde, esténme agradecidos’.

Claro que quedan más unidades de actuación y planes parciales por legalizar y en los que el Ayuntamiento ha gastado pasta que no le correspondía. Con lo que ya puede llover pasta para tapar movidas vecinales y para evitar que le reviente en las narices tanto agradecimiento popular…

Por si fuera poco, están también las reclamaciones millonarias con denuncias por responsabilidad patrimonial relacionadas con licencias importantes.

Y más cosas. Muchas más… Aronalipsis Now de verdad.

Pa’ mí que peta pronto. A semejante desastre no se acostumbra nada ni nadie. Esto es como lo de aquel que estaba enseñando a su burro a no comer, y cuando ya había aprendido fue y se le murió.

Continuará… 

Anuncios

Los vecinos del entorno de la iglesia del Valle reciben 2012 con una hostia del Ayuntamiento

El alcalde empezó a dejar caer ayer a los vecinos que tendrán que aflojar la pasta que les reclama el Ayuntamiento, aproximadamente un millón de euros

Los titulares del centenar de viviendas afectadas por el embolado de la unidad de actuación 1 de Valle San Lorenzo empezaron a recibir el 31 de diciembre las notificaciones de rechazo de sus alegaciones, de aprobación del proyecto de reparcelación y, veladamente, de las cargas urbanísticas que ‘les toca’ pagar.

Pasmados y anonadados están los vecinos de la unidad de actuación del entorno de la iglesia vallera. Y no es para menos.

El 31 de diciembre empezaron a recibir  tenebrosas notificaciones del Ayuntamiento de Arona informándoles, entre otras cosas engorrosas de entender, de que han sido rechazadas todas las alegaciones que presentaron contra el sorpresivo millón de euros que les reclama esa administración desde junio (justo justo después de las elecciones municipales). Y ayer 3 de enero el alcalde –el imputado por delitos urbanísticos, económicos y de contratación Berto González Reverón–, empezó a entonarles un ‘Donde dije digo Diego’ relacionado con el psicotrónico millón de euros que supuestamente les iba a pagar el empresario Pedro Suárez.

Mientras estaban vigentes los plazos para que los vecinos afectados recurrieran ese embolado, el alcalde y su gobierno de Coalición Canaria los camelaron asegurándoles que no iban a tener que desembolsar ni un euro. “Tienen mi compromiso personal de que esto se va a arreglar”, les reiteró el alcalde en varias reuniones, instándoles a ignorar las reclamaciones de cobro que les había remitido el Ayuntamiento de Arona. La solución comprometida era que ese milloncete de euros sería asumido por los empresarios que están intentando legalizar y desbloquear las licencias de los edificios a medio construir que tienen en ese sector de suelo. Los vecinos se embriagaron y contagiaron del ambiente de fe en el que están enclavadas sus viviendas, y optaron por encomendarse a San Berto el alcalde y a San Pedro Suárez el constructor (con cuyo representante legal también se han reunido sin demasiado feeling). Sin firmar nada. Fe pura, vamos… (me consta que algun@s no se fiaron jamás, pero como tampoco denunciaron, han quedado igual de expuestos al opio del pueblo).

A quienes no creemos nos cuesta entender actos de fe como ése. Pero oigan, sin dejar de tener en cuenta que con eso de que la fe mueve montañas, igual hasta se producía el milagro.

Tan devotos se hicieron de esos supuestos santos, que hasta me tacharon de impía y condenaron mi supuesta crueldad por publicar la ‘mentira’ de que el gobierno bertista había dado órdenes secretas para agilizar la aprobación y cobro de cargas de esa unidad de actuación y de que estaban a punto de caerles encima las notificaciones y las liquidaciones. (Un afectado hari que sabe que conscientemente BlancaHari no miente nunca, hasta se preocupó por mí por la posibilidad de que me hubieran colado una información falsa para pillarme en un renuncio). Pero ya ven lo reales que se vuelven las mentiras cuando toca tratar a Berto y al Bertismo en el plano terrenal (jeje, y qué más terrenal que el urbanismo 😉 ).

Lamentablemente, lo que se está cumpliendo es la profecía sobre el peligro que se cierne sobre los bolsillos y cuentas corrientes de los titulares de 100 viviendas y locales afectados por el cambalache urbanístico que les han liado los políticos.

El desolador parte de novedades que daban anoche los afectados era que en los últimos días vari@s ediles del gobierno se mostraron repentinamente esquivos con ellos. Y que, para acabar de desesperanzarse, ayer el nada santo alcalde les empezó a decir que no. Que claro… Que ahora que se ha aprobado el proyecto de reparcelación que se va a ejecutar en su entorno, lo que toca es sentarse a ver cómo hacer o si se puede hacer algo para aliviarles su dura carga. Porque, evidentemente, los empresarios con lo suyo tienen, no van a apechugar con lo que les toca a otros.

De momento, del “confíen en mí, no van a tener que pagar nada” (según cuentan los vecinos y según confirman las grabaciones secretas que hicieron algunos 😉 ), ha pasado al “bueno, lo de la obra de la plaza les toca a ustedes” y “Manoli dice que ese dinero hay que ingresarlo en el Ayuntamiento” sí o sí. Me contaba indignado uno de los afectados que solo esa factura (que me da a mí que serán más) significaría que los vecinos tendrían que pagar de media unos 4.000 euros por piso. (Jajajajaj, a mí lo que más me ha flipado de todo eso es que las culpas se las vuelvan a endosar a Manoli, la jurista de Urbanismo a la que han machacado durante años responsabilizándola poco menos que del Caso Arona por haber plasmado tantas ilegalidades en las licencias de obras que le tocaba informar).

Ains, y es que ahora mismo los titulares de esas 100 viviendas y locales a las que les ha caído una carga urbanística que ni siquiera sabían que tenían, lo tienen realmente jodido. Ya no pueden recurrir ese cobro ante los tribunales porque se les han vencido los plazos 😦 . Han entrado en el purgatorio ciudadano y están a expensas de la penitencia económica que el supremo Ayuntamiento de Arona les quiera imponer.

Tan relajado está el gobierno con ese vencimiento de plazos, que contaban los afectados que cuando un afectado le dijo que lo suyo ya era un cachondeo chungo y que varios vecinos están decididos a ir a los tribunales, éste le habría respondido “con un chulesco pues que vayan”, aunque atenuando con un “el próximo lunes nos sentamos a negociar”.

Como de costumbre, pasa por alto un detalle importante: Los vecinos (unas 400 personas entre madres, padres, hij@s y abuel@s acoplados) a los que el ha Ayuntamiento ha llegado a reclamar por escrito una deuda de un millón de euros, están cabreados. Están descubriendo ahora que las licencias que amparan las viviendas que a ellos les certificaron y cobraron como legales, son ilegales. Y que esas licencias ilegales guardan relación con la imputación por delitos contra la ordenación del territorio y prevaricación ‘ordinaria’ continuada que están a punto de llevar a juicio al alcalde y a numerosos concejales. Pero a ver Bertito, ¿qué pasaría si alguno de los afectados o todos en tropel se presentan en Fiscalía como afectados de las decisiones ilegales imputadas a gobernantes aroneros en el Caso Arona? ¿Se le habrá pasado por alto que tanto la fiscal que presentó la querella contra la junta de gobierno aronera del 2003-2007 como la acusación particular de Felipe Campos y ¿Antonio Espinosa? han apostado siempre por que esos descerebrados urbanísticos paguen de su bolsillo el coste de sus barbaridades-ilegalidades? De entrada, la fiscal valoró en más de 40 millones de euros el coste económico de las ilegalidades cometidas por los gobernantes aroneros al otorgar licencias, miren por dónde, en unidades de actuación no gestionadas.

Como estamos a un día de la magia de los Reyes Magos, casi que lo mejor es confiar en que la fantasía de que un empresario como Pedro Suárez regale un millón de euros a los vecinos y de que Berto, por una vez, no mienta a los vecinos en los temas graves que les ha liado por saltarse la ley a la torera.

¿Que no se cumple el deseo navideño y les cobran las esperpénticas cargas urbanísticas? Pues si en plan dulce no, les queda la opción de ir en plan duros: denunciar por vía penal la ilegalidad urbanística de la que son víctimas y reclamar que los responsables políticos de la misma asuman los costes de su bolsillo. A cualquiera le da escozor pensar en verse metido en esos berenjenales judiciales. Pero es que la corrupción es un infierno jodido (la presunta y la que no), y a quienes no pelean por sus derechos, los putean una y otra vez…

Por cierto, la Iglesia ha logrado escaquearse de la unidad de actuación que linda con ella. Quizás por eso no ha puesto el grito en el cielo ante tan pecaminosa gestión urbanística. Porque aquí de lo que estamos hablando es de que el Ayuntamiento quiere cobrar ahora a los vecinos las cargas urbanísticas que perdonó a los promotores-constructores de sus pisos, y el dinero que esa administración gastó de más asumiendo porque sí obras que no le correspondían y que, encima contrató de forma ilegal.  ¿Pero cómo no van a estar anonadados y en shock los vecinos? Xd, si es que parece ciencia ficción…

Como me sabe mal que les esté cayendo esta penitencia precisamente en estas fechas, por si les vale de algo, Felipe Campos tiene previsto venir a Arona dentro de unos días para reunirse con vecinos afectados por el Plan General. Si quieren l@s infiltro en la reunión y le sacamos una consulta gratuita a Felipe sobre la unidad de actuación del Valle (jajajjajajaja, una de las peores cruces de Berto y Pedro Suárez por el calvario legal y judicial que les está haciendo pasar 😉 ).

Un ex director mío de prensa me hubiera dicho que lo correcto y cortés hubiera sido poner en el titular “oblea” en vez de “hostia”, pero es que lo de que el Ayuntamiento aporrea a los vecinos de la UA de la iglesia con una oblea, suena demasiado fino para lo tosco y bestia que es este embolado.

Hoy van a pleno 100 decretos aparentemente delictivos ‘desaparecidos’ en el Ayuntamiento desde 2006

Arona tiene que buscar ahora 1.200.000 euros para pagar esas facturas que un ex concesionario municipal y los tribunales han obligado a sacar de debajo de la alfombra del Ayuntamiento-gobierno bertista de CC. 

La mayoría de los decretos sospechosamente desaparecidos fueron firmados por el alcalde, Berto González Reverón, y una pequeña parte por su concejal de Hacienda, Candelaria Padrón.

Casi todas esas órdenes de obras ilegales a dedo fueron encargadas durante la precampaña y la campaña electoral de 2007, ejem, o sea, ¡¡justo antes de que saltara el Caso Arona!!

Los decretos tienen mucho que ver con delitos indiciariamente acreditados contra el alcalde y sus concejales en el Caso Arona (qué casualidad que ‘se perdieran’ 😉 ).

Tooooooooma ya!! Esto sí que es acabar el año a lo grande, ¡¡qué pedazo de espectáculo nos está brindando el pluriimputado gobierno bertista de CC!! Xd xd xd, qué ridículo más grande el del pluriimputado alcalde aronero. Cinco años insultando a los denunciantes de las ilegalidades del ayuntamiento por osar cuestionar su honradez y honestidad, ocho meses difamando al juez que concluyó que está indiciariamente acreditado que tanto él como un tropel de compañeros de su gobierno han delinquido a mansalva, y ahora va y tiene que sacar a la luz la prueba de que firmaba obras ilegales a tropel, a menudo con fines descaradamente electoralistas, y, lo que es peor, ¡¡¡queda claro que fueron escondidas de forma intencionada para intentar eludir las previsibles responsabilidades penales que conlleva pitorrearse de la ley de contratos del sector público!!!

Y por si todo eso eso no fuera suficiente escándalo, coloca a la Concejalía de Hacienda del Ayuntamiento de Arona y a un montón de gente en un complicadííísima situación judicial. La caña de España el Bertito 😉 .

Recapitulando: Hoy salta a la luz oficialmente que el alcalde aronero ordenó por escrito (aunque en secreto) al ex concesionario del servicio de Electrificación (la empresa Chijafe) la ejecución de un centenar de obras ilegales en plena campaña electoral de 2007 (cuando logró la mayoría). Hoy también quedará de manifiesto de forma oficial que cuando los tribunales comenzaron a investigar a la gestión de los fondos e intereses públicos en ese Ayuntamiento, un@ o vari@s alguien incógnit@s (jeje, o no tanto) decidieron que lo mejor era hacer como si esos decretos no existieran e ignorar la deuda contraída. La lógica que aplicaron debió ser del tipo “si esos decretos no constan en el Ayuntamiento ni se paga nada por las obras ejecutadas en base a los mismos, es como si no existieran”. En plan “si dios no existe no existe el pecado” pero reversionado como “si las decisiones políticas delictivas no aparecen, no existe el delito”.

Además, hoy se vuelve a constatar que la estupidez política no tiene límites, jajajaja. No es que eso sea una novedad, pero bueno, como a algunos les cuesta asumirlo y se fían de cualquiera, no está mal que se constate la falta de talento que llegan a tener gobernantes públicos como los de CC de Arona.

Porque a ver señores, el plan de la ocultación podría hasta llegar a colar si se lo montan bien. Pero caray, cuando saben que el empresario al que intentan endiñarle una deuda de 1,2-1,8 millones de euros ¡¡tiene copias y originales de las comprometedoras adjudicaciones de obras que le firmaron el alcalde y su edil de Hacienda!!, y cuando es constatable que el empresario ejecutó dichos trabajos ¡¡¡¿¿cómo carajo va a colar el plan político de hacer como que no existe esa deuda??!!!

Para más inri, en medio de ese plan de ocultación de decretos y facturas a ese empresario le dieron la patada en el Ayuntamiento retirándole la gestión del servicio municipal de electrificación 😮 . Jajajaj, vamos, como para esperar que se tragara la deuda calladito.

Igual resulta que el gobierno bertista creía que las aguas judiciales amainarían mucho antes y que podría pagar la deuda discretamente en algún momento (total, dos milloncetes de euros se sacan de cualquier lado 😉 ). O contaba con algún arma poderosa con la que creía que podría dominar y mantener alejado de los juzgados al empresario en cuestión (por ejemplo advirtiéndole de que también él podría acabar imputado si trasciende la parte oscura de esas adjudicaciones al margen de la ley… ).

Orden judicial de reconocimiento de deuda.

Lo cierto es que los ruegos de paciencia bertista un día dejaron de funcionar con Chijafe (fueron efectivos durante varios años, hasta que el empresario vio o que si no espabilaba no cobraba). Y su titular un buen día demandó al Ayuntamiento por moroso, presentando en los juzgados las pruebas de que esa administración le adeudaba un puñado de pasta que los máximos responsables políticos le habían encargado bajo cuerda pero por escrito, con su firma. Las negociaciones desesperadas que timoneó el bertismo a última hora para que Chijafe desistiera en su reclamación judicial de cobro, no dieron sus frutos. Y ahora una sentencia ordena al Ayuntamiento que reconozca formalmente esa deuda y, además, que la pague. Bueno, han reconocido una parte de su deuda (1,2 millones) y está dirimiéndose otra parte. Magnífico momento económico para asumir deudas políticas de cuando el alcalde mandaba sin miedo a los juzgados.

Los cajones secretos del Ayuntamiento de Arona.

Este nuevo embolado bertista trasciende no por la sentencia en sí, sino porque el empresario afectado presentó alegaciones a la liquidación de la Cuenta General de 2010 preguntando por qué no aparecía la deuda millonaria que tiene el Ayuntamiento con él. Y la interventora le respondió por escrito que porque no había constancia de la misma, es decir, porque oficialmente no existía la deuda, ni los decretos aludidos, ni las obras que supuestamente había ejecutado para esta administración ((–>Eso, para quienes desconozcan las normas que regulan el funcionamiento y gestión de las administraciones públicas, es algo muuuuuuy grave)). ¡¡¡¡¡¡¡¡¿Un Ayuntamiento que tiene una Caja B, con facturas y cuentas en negro?!!!!!!!!!! Toooooooma yaaaaaaa!!!!!

En la comisión de Hacienda celebrada la semana pasada para debatir el cierre de las cuentas de 2010, como me han contado vari@s asistentes, la técnico responsable de fiscalizar las cuentas municipales respondió a las preguntas de la oposición sobre tan asombrosa aparición repentina de deuda que se remonta a 2006-2007 que “en este Ayuntamiento hay muchos cajones -políticos- secretos”. Me cuentan que lo hizo en tono de ‘resignada indignación’, mosqueada por algo que a estas alturas del cuento es evidente y contra lo que la parte técnica poco o nada puede hacer. Uffffffffffffffff…

Berto vuelve a ser carne de cañón judicial.

Para que se vayan situando: esos decretos tienen todos los boletos para llegar al juzgado, bien incorporándolos al Caso Arona 2 o bien con una causa independiente. Entre el centenar de decretos secretos que están apareciendo hay fraccionamiento de contratos (hecho por el que ya está imputado el alcalde), trabajos realizados sin ningún proyecto, expediente ni fiscalización municipal (ni siquiera en los precios fijados entre los políticos y el adjudicatario, ni en la supervisión municipal de las obras). Y, atención atención: ¡¡hay obras que le correspondían a particulares y promotores, y que el gobierno bertista prefirió pagar con dinero público!! ¿Les suenan las imputaciones por delitos contra la ordenación del territorio, prevaricación ‘ordinaria’ continuada o tráfico de influencias que pesan ya contra el alcalde y contra varios miembros de su gobierno? ¿Y cómo dirían que les repercute el hecho de que empiecen a aparecer decretos de obras adjudicadas al margen de la legalidad y ocultadas no solo con alevosía, sino también al margen de la legalidad?

Porque ahora lo que toca es denunciar es que en ese Ayuntamiento hay cajones secretos en los que ‘alguien’ oculta documentos comprometedores que deberían ser públicos, y reclamar una investigación para dirimir responsabilidades. Jeje, si el alcalde y su gobierno no tuviera nada que ocultar, encargarían una investigación por sí mismos y se asegurarían de localizar a l@s ocultadores y de dirimir responsabilidades, comunicando el resultado de las pesquisas a Fiscalía. Pero claro…

Mentiras desesperadas para salvar el culo y el bolsillo.

Nada de todo esto es nuevo. De hecho, yo misma lo relaté en el BlancaHari desde antes de que saliera esa sentencia reconociendo la validez de los decretos y ordenando el pago de las obras, desde antes de el magistrado del Caso Arona 1 concluyera que el alcalde y sus escuderos imputados deberían ir a juicio como acusados y desde antes de elecciones. La novedad es que se sigue desmoronando la farándula de mentiras con la que algun@s tratan de convencer de su inocencia (y en base a la cual vilipendian y condenan a sus denunciantes).

Una bombita más: Aún quedan más cajones secretos en el Ayuntamiento con facturas millonarias pendientes de pago muy muy muy comprometedoras para Berto el alcalde (las más famosas, las de Pepe).

Y una de las claves de tan torpe y apurada ocultación de deudas públicas ilegales: quienes asumen su encargo y/o pago se exponen a asumir responsabilidades penales y, además, responsabilidades patrimoniales por las mismas, es decir, a costearlas de su bolsillo.  ¿Les va cuadrando por qué hay decretos y documentos políticos escondidos desde que saltó el Caso Arona?

Ains, qué ganas de saber cómo explica todo esto Berto en el pleno de hoy. Con eso de que sigue esperando disculpas por la judicialización de su gestión…

Dedicado a políticos mentirosos presuntamente delincuentes:

Puedes engañar a todo el mundo algún tiempo.
Puedes engañar a algunos todo el tiempo.
Pero no puedes engañar a todo el mundo todo el tiempo.”

(Abraham Lincoln -aunque hay más versiones-)

PD: Les he hablado solo de una alegación al cierre contable de 2010, sin entrar en el resto de barbaridades y escándalos económicos que reflejan esas cuentas. A ver si la prensa asiste al pleno de hoy (convocado a las 8.30 horas de la mañana, para animar la asistencia y la participación ciudadana, ya saben :/ ), y puedo seguir yo con la relación que guardan aberraciones económicas en la gestión del dinero de los aroneros como la que les he narrado hoy, el control electoralista del Ayuntamiento (obras, contratación de personal, servicios públicos, concesionarios…), saraos urbanísticos como el de las unidades de actuación y planes parciales, y los Caso Arona en su conjunto. Porque en realidad todo empezó por las irregularidades en las cuentas…

PD2: Luego les posteo un documento espectacular sobre la pifia que se ha metido el Ayuntamiento de Arona con las sociedades de Servicios Sociales (ADESA) y de Promoción Turística (APESA). Esta última se reúne hoy, en principio, para acordar el pago del tornero de fútbol alevín que empieza esta tarde, repartir el dinero restante de esa sociedad mixta (parte pública y parte privada) y luego cargársela. Eso si el presidente y los consejeros del Ayuntamiento son aptos para tomar acuerdos y si la sociedad sigue operativa…

El susto o muerte económico de 1,2 millones de euros que tiene en vilo a un montón de valleros

Reclamación detallada de cobros remitida por el Ayuntamiento en junio por cargas urbanísticas secretas, esas que se supone que va a asumir un promotor porque sí

Hoy toca el listado municipal con cantidades, nombres de los vecinos y empresas con propiedades en la unidad de actuación 1 de Valle San Lorenzo a las que el Ayuntamiento de Arona reclamó en junio el pago de 1,2 millones de euros por unas cargas secretas para la mayoría de los afectados. Ésta es la sorpresita que les devino justo después de las elecciones municipales de mayo como consecuencia, entre otras cosas, de una decisión tomada sigilosamente por el alcalde en 2006, la que les conté ayer. Imaginen el susto que se llevaron los que se vieron en esa lista. Y el que siguen teniendo en el cuerpo…

Se supone, como comentaba un afectado en el post de ayer, que el promotor-promotores que han impulsado el desbloqueo urbanístico de ese sector de suelo van a asumir de su bolsillo las cargas que le corresponderían a los vecinos. Supongo que, entre otros motivos, tal generosidad responde a las prisas por desatascar de una vez las licencias de los edificios que tienen a medio construir y, en línea con eso, al temor a que se produzca una nueva oleada de denuncias judiciales relacionas con el urbanismo y, encima, ciudadanas (con el Caso Arona y la ‘judicialización de la vida política’ ya están teniendo bastante).
Viendo el andar de las perritas y los secretos que se han traído (promotores y gobernantes locales), cuesta fiarse. Pero visto su interés por que el asunto pase lo más desapercibido posible (en todos los sentidos), parece que sí van a aflojar la pasta. Nos enteraremos pronto, porque el expediente de ‘desbloqueo’ de las licencias de esa unidad de actuación avanza como una bala.

Quienes no lo tienen tan claro son los miles de vecinos que viven en las demás unidades de actuación del municipio (Las Galletas, Cabo Blanco,…) y hasta en planes parciales. Sus ámbitos de suelo tendrán que someterse al mismo proceso que el de El Valle mucho antes de lo que imaginan (si quieren vayan mirando el apartado de unidades de actuación en el TR2 del Plan General de Ordenación, y fíjense en las fichas. Según ese documento que ya ha entrado en vigor, todas las unidades de actuación del municipio -más de 20- van a tener meneo administrativo durante los dos próximos años.

Todos viven en la misma alegalidad que los vecinos de la UA 1 de El Valle. Todos han sido víctimas de ‘licencias basura’, permisos cuyo valor y validez real está muy muy por debajo de lo que suponían, de lo que les certificaron, y de lo que pagaron por ellas. Especulación pura y dura a ritmo de sones de mamoneos, pelotazos y corrupción. Suena fuerte… pero es lo que hay. Por eso la Fiscalía de Medio Ambiente y Urbanismo ha metido mano en Arona… Por eso un montón de políticos, técnicos y empresarios están a punto de ir a juicio acusados, entre otros, de delitos contra la ordenación del territorio.

Pero la duda es, ¿va a haber en todas las unidades de actuación un promotor solidario dispuesto a asumir los gastos que el Ayuntamiento reclame a los vecinos? Bueno, la duda… jeje, llámenme incrédula si quieren, pero a mí hay cosas que me cuesta creer…

En fin, que el marrón es tocho de verdad. Complicado y enrevesado a morir, además de sumamente delicado. Pero para que lo vean claro (y comprueben que cuento barbaridades porque pasan barbaridades de verdad, no porque se me vaya la perola, jajajajja), éste es el fantasma económico que se cierne sobre las unidades de actuación y hasta planes parciales de Arona. Vista así de detallada la reclamación municipal de cobros sorpresa, es más fácil entender el susto de los valleros del entorno de la iglesia. Por cierto, según el Plan General, a los próximos valleros que les toca ajetreo es a los que viven en la unidad de actuación limítrofe al colegio.


 

 

 

Cuando veas las barbas de tus vecinos de la UA1 de El Valle pelar,…

Miles de aroner@s están expuestos a las mismas cargas sorpresa que los vallers de la unidad de actuación limítrofe a la iglesia

Mientras sigo intentando ordenar el cubo de rubik de las ilegalidades y barbaridades urbanísticas que han amparado y hasta promovido los gobernantes de Arona, las gravísimas consecuencias que su irresponsabilidad está teniendo y tendrá para el municipio y para sus vecinos, dónde están los pelotazos y qué relación guarda todo eso con los Caso Arona 1 y 2, les voy posteando unos documentos que guardan relación con la unidad de actuación 1 de Valle de San Lorenzo.

En ese ámbito de suelo limítrofe a la iglesia de Valle San Lorenzo el Ayuntamiento ha estado concediendo licencias de construcción, de reformados y de primera ocupación con total alegría, como si se tratara de suelo urbano ‘normal’. Pero no lo era, y con alegría o no, los gobernantes han incurrido e involucrado al Ayuntamiento en un montón de irregularidades e ilegalidades. Pero eso se los cuento otro día 😛 .
El capítulo de hoy va de que la inmensa mayoría de los vecinos de esa zona invirtieron en casas, locales, garajes y pisos sin saber que sus compras tenían letra pequeña y una carga económica oculta. La mayoría de ell@s (un centenar aproximadamente) hasta desconocía que su propiedad estuviera en una unidad de actuación. Ni digamos el significado de esa categoría de suelo… (para entendernos, una interpretación lolailo sería que son suelos casi urbanos, o urbanos condicionados a unos requisitos imprescindibles para poder ser edificados).

La mayoría de esos vecinos compraron sus pisos y locales entre 2000 y 2006 libres de cargas (supuestamente) y con todos los parabienes municipales, a pesar de que los citados “requisitos imprescindibles” no se habían cumplido. Solo que eso, además de ser una ilegalidad como la copa de un pino, supone para las arcas públicas un importante gasto que no le corresponde asumir. Y, además, dificulta y hasta imposibilita la obtención de subvenciones y aportaciones supramunicipales para la construcción de infraestructuras públicas en las parcelas que le corresponde al Ayuntamiento en esas zonas (centro de tercera edad, viviendas de protección oficial,…).

Algun@s empezaron a notar que algo no iba bien entre 2006 y 2008, cuando promotores y Ayuntamiento de Arona empezaron a moverse en las sombra para intentar legalizar el plan. L@s más avispados (pocos) fueron al Registro entre esas fechas y se encontraron con esta sorpresita que les había colado el alcalde. La mayoría de los afectados no descubrieron la sorpresa de Berto González Reverón hasta junio de 2011, justo después de las elecciones municipales. Se oía un runruneo, pero como es habitual en Arona.

La sorpresita fue que a partir de 2006 sus fincas quedaron sujetas a una carga venida del más allá, y de cuantía incógnita (el subrayado no es mío).

Y ‘andandito el tiempo’, en junio de 2011 recibieron esto:



Traducción: Que el Ayuntamiento les reclama el pago de 1.200.000 euritos del ala.
Luego sigo. Pero para que se vayan haciendo a la idea, solo la pequeña parte de licencias ilegales de ese tipo otorgadas entre 2003 y 2007 e incluidas en el Caso Arona 1 (en total son muuuuuuchas más), aluden a 2.800 pisos y 144 viviendas unifamiliares construidas en unidades de actuación y planes parciales no gestionados, o sea, desarrollados de forma ilegal y con cargas y/o cesiones pendientes.