No se lo van a creer… ¡Otra sentencia por morosidad contra el Ayuntamiento!

Lxs aroneros tienen que pagar ahora 300.000 euros para saldar la deuda del desmonte ilegal realizado en 2007 para el nunca construido macrocomplejo deportivo de las medianías.

Toooma ya, otro palo económico-judicial a las arcas públicas aroneras. ¡¡¿Pero cuántas sentencias han caído en lo que va de mes contra el Ayuntaniento?!! Yo perdí la cuenta hace dos posts, pero debe ser la séptima u octava 😯 . Prometo mirarlo mañana mismo, para hacer la suma más que nada.

Este nueva sentencia condenatoria, como nos soplan nuestros infiltrados está calentita, recién llegadita al moroso ayuntamiento bertista. Y, cómo no, encierra un mega escándalo. Mejor decir unos cuantos macro escándalos… Y, como final de cine, representa una victoria apoteósica de José Antonio Reverón sobre el alcalde Berto González Reverón: José Antonio tenía razón y Berto era el mentiroso.

Este fallo judicial ordena el pago de la factura adeudada desde 2007 a la empresa a la que el Ayuntamiento aronero encargó el desmonte del terreno rústico de la Cruz del Guanche en el que el alcalde decía que se iba a construir un macrocomplejo deportivo para las medianías de Arona.

La historia se sitúa, cómo no, en campaña electoral. Para ser precisa, en la del 2007. Aquella que se saldó con la primera mayoría absoluta del Bertismo de CC. Berto hizo de aquella promesa deportiva su estandarte electoralista en los núcleos de medianías, sobre todo en Valle san Lorenzo, La Florida, La Camella y alrededores. Pletórico estaba él con su joyita caza votos.

(Aviso a los despistados, para leer el post íntegro desde la portada del blog deben pinchar con el ratón en el titular principal o en la pestaña leer más de abajo.

Sigue leyendo

Nuevo récord: Otra sentencia más contra el Ayuntamiento Bertista

El consistorio aronero ha sido condenado a pagar una deuda de 5.400 euros que CC reconocía pero no quería pagar a VVO ¿¡!?

Jajajaja, ya perdí la cuenta. ¿Cuántas condenas de pago le han caído al Ayuntamiento en lo que va de mes? Creo que cinco. Pero de verdad que dudo. Porque entre la cuenta de las que me soplan los infiltrados haris y la que me va da tiempo de postear, acaba una pa’ allá.

Esta nueva (que no es tan nueva, aunque sea ahora cuando CC por fin se atreve a sacarla del cajón), va sobre una obra de electrificación ejecutada en la calle Diana, Costa del Silencio. Los alguienes que mandan en Arona la encargaron al estilo compadre, sin seguir el procedimiento legalmente establecido (obras ilegales en Arona, qué raro, jajajjajaja) y luego se negaron a abonarla. Siempre han reconocido que dichos trabajos se hicieron y que se deben, incluso ante el juzgado que ha llevado el caso. Pero no querían pagar. Morosos por devoción, jajaj. Y nos reímos, pero con un ayuntamiento así de moroso a la postre no nos va a querer fiar nadie (ni los votantes que dicen fiarse de Berto y de su Bertismo de CC, jeje).

Aunque parece que a los de Coalición Canaria de Arona ya les da vergüenza llevar todo el mes dando el cante a cuenta de las sentencias económicas que están cayendo sobre el Ayuntamiento por sus pifias y cambalaches. Jeje, y este fallo judicial que entró por registro al consistorio hace meses va al pleno del próximo lunes como punto de urgencia. Sí sí, de urgencia. A la edila de Hacienda, Candelaria Padrón, le entró la urgencia ayer y lo incluyó por sorpresa en el orden del día, así, como para que no se note demasiado 😉 .

Las brasas de la corrupción urbanística queman a 100 vecinos de Valle San Lorenzo

El Ayuntamiento les reclama a traición desde junio más de un millón de euros por cargas urbanísticas que les han colado en secreto y con alevosía

La mayoría de esos vecinos (alrededor de un centenar) desconocían hasta después de las elecciones que eran víctimas de los escándalos de corrupción urbanística que saltaron en los juzgados y a la opinión pública a principios de 2007 en el marco del Caso Arona. Habían visto a través de los medios de comunicación y oído hablar de que el alcalde, Berto González Reverón, ex gobernantes que le acompañaban en la Junta de Gobierno y miembros de la Oficina Técnica del Ayuntamiento de Arona estaban involucrados en una trama de corrupción urbanística e imputados por delitos contra la ordenación del territorio, prevaricación, tráfico de influencias, cohecho y malversación de caudales públicos.

Difícilmente podían imaginar que esas historias sobre licencias ilegales, favores, cobros de comisiones, unidades de actuación y corrupción les iban a afectar tan de lleno. Pero según pasaron las elecciones municipales se tropezaron de frente con las consecuencias del arriesgado urbanismo que se ha practicado en Arona y con la evidencia de que al final somos los ciudadanos los que pagamos el pato.

Barbaridades increíbles.

-Esos vecinos están descubriendo ahora que las licencias de obra, primera ocupación y habitabilidad que amparan sus viviendas son nulas de pleno derecho porque fueron concedidas de forma ilegal. ¿Los responsables? La Junta Local de Gobierno.

-Y, entre otras barbaridades, acaban de averiguar que el “libre de cargas” que figura en las escrituras de propiedad de sus viviendas, locales y garajes era de mentirijillas. Resulta que sí tenían cargas aunque nadie se lo hubiera dicho nunca ni figurara en ningún lado (ni siquiera en el registro de la propiedad). El alcalde las oficializó a hurtadillas en 2006 ¡con efecto retroactivo!

Entre 550 y 74.000 euros por familia

La gracia se ha saldado para los 105 vecinos y empresarios del entorno de la iglesia con una reclamación de entre 550 y 74.000 euros por propietario-a, en función del tamaño y tipo de bienes ‘contaminadas de ilegalidad’ que posea (pisos, garajes, suelo,…) en el secctor de suelo UA 1 Valle San Lorenzo (unidad de actuación ubicada en el entorno de la iglesia). La media que reclama el Ayuntamiento es de unos 8.000 euros para los propietarios de pisos de 70 metros cuadrados, y de 5.000 euros para los apartamentos de 54 metros cuadrados. Alrededor de 1,2 millones de deuda fantasma quitándole el sueño a los vecinos (1,5 millones de cargas pendientes de pago en total computando los solares libres y promociones a medio terminar).

Imaginen la sorpresa de quienes se autoedificaron sus casas ahí hace más de 20 años; o la de todos los que compraron a promotoras privadas durante la pasada década creyendo que todo era legal. Anda que la de quienes compraron varios pisos y locales como inversión….

Esa fantasmagórica deuda aparecida del más allá es el coste de las obras de urbanización que tenían que haber ejecutado los promotores de esa bolsa de suelo como ineludible paso previo a la obtención de licencias de construcción de inmuebles.

Deuda vecinal por el despilfarro político.

Pero aún es más surrealista la cosa: esa reclamación consistorial de pago que fue aprobada de forma inicial por la junta de gobierno aronera de CC hace unos meses ¡¡¡incluye también la devolución al Ayuntamiento del dinero que los gobernantes gastaron de más en esta unidad de actuación durante su etapa de despendole!!! Los imputados gestores políticos del municipio asumieron de mutis propio gastos que debían haber costeado los promotores-junta de compensación.

Lo increíble es que cuando los políticos se han visto en la guillotina judicial por pagar con dinero público sin ton ni son obras privadas, ¡¡se han inventado que era una especie de “adelanto a cuenta” y que toca que los vecinos engañados con licencias ilegales salden la deuda!! (jajajjaja, eso después de haber explotado electoralmente hasta la saciedad proyectos como el de la remodelación de la plaza de la iglesia, una de las infraestructuras por las que se reclama dinero a estos valleros).

La caída del guindo urbanístico 

Se suponía que en el precio de venta de los pisos edificados la pasada década por promotores privados con todos los parabienes del Ayuntamiento iban ya incluidos esos gastos de urbanización (saneamiento, iluminación, acerado, asfaltado de vías,…) y las cesiones de suelo para equipamientos, viales y viviendas protegidas. Y se suponía que cuando el ayuntamiento hace obras y alardea de ellas, no le pasa años después a los vecinos colindantes la factura por ellas. Uff, se suponía también que las licencias de obra y habitabilidad eran una garantía de legalidad, y ya ven…

Flipados, preocupados, quemados y desconfiados. Así está ese centenar de familias que, de la noche a la mañana, sufre en carne propia las consecuencias de la corrupción urbanística y de la gestión irresponsable del territorio y de los recursos públicos que han imperado en este municipio. Muchos se están cayendo ahora del guindo urbanístico y entendiendo qué quiere decir que al final son los ciudadanos los que pagan los platos rotos de la corrupción.

Y eso que solo han empezado a atisbar la magnitud e infinitas derivaciones y consecuencias de las ilegalidades cometidas en su entorno. Acojonantes los intereses políticos, empresariales y financieros que están en juego con la operación puesta en marcha para legalizar ese ámbito de suelo… Esta unidad de actuación es nada más y nada menos que el ejemplo práctico del Caso Arona. Tan solo el sofisticado plan de salvamento legal y económico ideado por los poderes, poderosillos y poderosos que intentan salvar el culo y el bolsillo de ese brasero sea como sea, es digno de novela.

Víctimas colaterales de un brasero judicial, económico y político.

No es que políticos, técnicos, promotores y banca quieran fastidiar a los vecinos. Simplemente intentan salvarse a sí mismos. Los vecinos aquí juegan el papel de víctimas colaterales, de civiles abatidos por balas y minas extraviadas en las guerras de los que mandan, de los que quieren seguir mandando y, por si fuera poco, también en las que lían algunos que quieren llegar a mandar.

Personalmente, lo de los primeros me ha llegado a asombrar, porque aunque conozco el andar de las perritas y de sus ‘amos’ (incluyendo los sofisticados métodos de control mental para hacer creer a las víctimas de las corruptelas chanchullos y tejemanejes que deben estar agradecidos y hasta ‘querer’ a sus verdugos políticos), esta vez se han lucido superándose a sí mismos. Aunque para ser sincera me ha asombrado más el nivel de sofisticación de su plan secreto, que el desastre urbanístico que han montado y que el hecho en sí de que sean capaces de hacer operaciones tan faltas de escrúpulos, sinceridad y transparencia.

Lo que sí me ha dejado estupefacta ha sido la batalla paralela que ha estado jugando algún grupo de la oposición para ‘controlar’ el cotarro, las reacciones de los afectados y sacar rédito electoral, barriendo más para su brasero que para el interés general de los vecinos. Fuerte peligro tienen algunos de los que se ofrecen a salvarnos de los peligrosos… Aunque anda que el grupo de la oposición que se ha mantenido al margen de este problemón para que no parezca que busca rédito electoral. Y la prensa…

A expensas de que sus imputados verdugos les salven.

Hoy por hoy los ciudadanos afectados por todo ese escandaloso pifostio urbanístico están a expensas de la buena voluntad del mismo alcalde y de los mismos promotores que se la han liado (no están todos los que son, pero sí son los que están). Durante el trámite de alegaciones y recursos los han toreado, entretenido y despistado todo lo posible (sin asumir culpas ni responsabilidades, claro), y eso tras llevar años urdiendo con alevosía cómo reclamarles la deuda secreta. Chiquita esperanza de salvadores, ¿eh?

No creo que nadie quiera ni disfrute con esta sangría económica a la población. Pero si para salvarse tienen que organizar una masacre ciudadana…

Aunque es normal. ¿Cómo esperaban que procedieran y para qué lado creían que iban a barrer los políticos, técnicos y promotores protagonistas de uno de los mayores escándalos de corrupción urbanística que se están dirimiendo en los tribunales españoles? En fin, 8.000 aroneros se fiaron de alcaldes pluri imputados por corrupción como Berto. Incluidos algun@s de los ahora quemados por sus odas a la ilegalidad urbanística (he conocido a uno que se retuerce de rabia cuando cuenta lo gili que se siente por haber votado al ‘bueno’ del alcalde imputado que le tenía guardado el palo económico para después de las elecciones).

El pánico a las denuncias puede salvar a los vecinos.

Por si algún afectado lee este post, antes de que sufra un síncope por el estremecedor panorama que he esbozado, creo que todavía hay esperanzas de que se libren del palo económico que les ha intentado dar el Ayuntamiento: Ni a los políticos imputados ni a los promotores arruinados con el desmadre de ladrillos ilegales y ni siquiera a los bancos les interesa lo más mínimo que los vecinos acudan en masa los tribunales. Solo personándose en el Caso Arona o ampliando la querella podrían buscarle la ruina a unos cuantos (incluido el propio Ayuntamiento de Arona).

Así que arruinados y todo, creo que los promotores van a buscar pasta para pagar de su bolsillo las cargas que el Ayuntamiento reclama a los vecinos (íntegramente o en su mayor parte). Alrededor de un millón y medio de euros es en estos momentos muchísima pasta incluso para Pedro Suárez, uno de los promotores involucrados en esta operación. Pero es que si este escándalo urbanístico se les va de las manos, el precio económico y legal puede ser mucho mayor.

Dicho esto, en el lugar de los afectados, yo no me fiaría ni un poquito. No encaja que políticos y empresarios hayan tardado tanto en plantear una solución satisfactoria para los vecinos. ¿Varios años diseñando cómo legalizar este cambalache y hasta que no han vencido los plazos de recurso no se les ha ocurrido la solución maestra? Visto lo visto, como para fiarse…

Ya ya, un bulo lo de los cobros…

Y, por cierto, no era un bulo que el expediente de cobro sigue caminando en el Ayuntamiento y que ha habido órdenes políticas para agilizarlo (aunque algun@s gobernantes y hasta representantes de los afectados intentan hacer creer que lo que publiqué en ese sentido es falso y responde solo a mi odio contra Berto, como si hiciera falta inventar embolados para perjudicar a Berto, jajajaj, con todos los que monta de verdad, xd).

La prueba clara de las prisas del Ayuntamiento en agilizar el desbloqueo y legalización de esa unidad de actuación está en el Plan General: ha sido catalogada como prioritaria y urgente, y dispone apenas de 6 meses de plazo para ser operativa y ejecutarse. Y, por la ‘cuenta’ que le trae a los imputados y casi acusados por conceder licencias ilegales como estas que nos ocupan, las arcas municipales tienen que ingresar el dinero sí o sí. Por las buenas o por las malas, paguen los vecinos, los empresarios o el mártir patrón del pueblo (total, él ya está quemado. Y encima la plaza ilegal que ahora le quieren cobrar a los vecinos le beneficia tanto o más que a nadie 😉 ). Lo importante es que ese dinero entre en el Ayuntamiento, que conste que el Ayuntamiento ha cobrado cargas de al menos una unidad de actuación del municipio.

Jajajaj, miren por dónde, a los valleros afectados por el via crucis urbanístico que han organizados ‘los buenos’ de Arona (ya saben, se supone que ‘los malos’ son los que han denunciado la corrupción y el juez que la acreditado): En esta fase de sufridos y quemados les vienen de lujo sus vecinísimos San Lorenzo y la Virgen de los Dolores.  Como esperanza final, también tienen al alcance a la Virgen de Fátima y sus milagros.

Amenaza de huelga en limpieza, amenaza de huída de la grúa, inspección amenazante…

El Ayuntamiento de Arona, como de costumbre, marcándose un ritmito frenético de problemones y, cómo no, deleitándonos con surtidas payasadas políticas y pifias políticas. Aquí va un resumen-pupurri:

La cachimba se llena en el expedientado servicio municipal de limpieza. PARTE FINAL RECTIFICADA

Trabajadores de la UTE que gestiona el controvertidísimo y mega caro servicio de Limpieza de Arona gracias al Bertismo (y a alguno de sus técnicos), han sacado pecho y han advertido, según me cuenta una fuente hari ‘de dentro’, que o cobran hoy el sueldo la paga extra de Navidad y los atrasos de los dos primeros meses del año, o irán a la huelga.

En realidad tienen más quejas y much@s, sobre todo, la cachimba llena por las tensiones y ‘cosas raras’ que protagonizan su trabajo. El mosqueo principal de la mayoría viene porque se suponía, al menos según el Bertismo, que todas sus penurias eran culpa del anterior concesionario, el maléfico CAS, y que con la entrada de la nueva empresa iban a entrar en la gloria laboral (jajajja, los bertistas le dijeron lo mismito a los de Mantenimiento con el cambio de empresa y a los policías con el cambio de jefe, y ya ven cuánto han mejorado…).

Y vuelve a salir el gafe bertista: tardan casi un año en darse cuenta de que es impermisible que la UTE le esté cobrando al Ayuntamiento una factura de espanto (más de 12 millones de euros en 2011) por un servicio que no presta o presta con menor calidad de lo comprometido, y por unos mega medios materiales que no tiene ni por asomo, ¡y se les revoluciona la plantilla justo cuando reaccionan y abren expediente sancionador! Jajajaj, solo faltaba que hubiera huelga y que los encargados de mediar en el conflicto entre empresa y trabajadores fueran los gobernantes bertistas, que están enfrentados tanto con la UTE Sufi-Hermanos Santana Cazorla como con los trabajadores, jajajja.

Y para terminar de troncharnos: Berto & Cia no tendrían esperanzas de serenidad alejada de conflictos en este servicio ni aún optando por rescindir el contrato a esta controvertida UTE para probar mejor suerte con la empresa que quedó en el segundo puesto del concurso, ¡porque se trata de Camilo Álvarez (CAS)!, la empresa a la que el Bertismo ha torpedeado por todos lados en los últimos años, jjajajaja (ese dato se me había pasado, y cuando me lo comentaron entre mil barbaridades más relacionadas con esa concesión, casi me parto).

Pero de limpieza ya posteo otro día, que hay muchas novedades… Y mucho lío.

Noooo, que la segunda empresa clasificada en el concurso en concurso de Limpieza es FCC, no Camilo Álvarez (esta última empresa quedó en cuarto lugar). Ups, siento la confusión. Cuando pille al agente hari responsable lo pongo firme, jeje.
Pero mantengan el cachondeo de la sucesión igual. Aunque con un poquito menos de estruendo que si fuera CAS, lo de FCC también da para ‘reírse’ con lo mal que están las relaciones bertistas y técnicas con esa empresa.

¿Se imaginan que desaparece el servicio municipal de grúa?

Así de entrada no suena del todo mal, ¿eh, pillines infractores de tráfico? Jajaja, pero bueno, no piensen en su bolsillo con las doble fila, y vayan más allá. ¿Se imaginan en lío que se podría montar si un municipio como Arona se queda sin servicio de grúa? Pues resulta que no es tan improbable…

El motivo no es menos asombroso: Impago. Aunque hablando de una administración pública, sería más bien “demora abusiva en el pago”, ya que al final tarde o temprano tiene que pagar. Me cuentan unos agentes policiales haris que el Don de la grúa está hasta los mismísimos de aflojar pasta en un servicio del que no tiene ni la concesión y para unos gobernantes que le han chuleado tropecientas veces (en 2008 ese empresario y el alcalde se llevaban muy bien, como muestra el sumario del Caso Arona. Pero éste, como los de Limpieza, Mantenimiento y la Policía, ya debe haber aprendido que cuando Berto el alcalde dice “confía en mí” hay que echarse a temblar 😉 ).

¿Se acuerdan de que el concurso de adjudicación quedó desierto hace una porrada de tiempo? Pues así sigue… en un desierto olvidado. El pliego era tan tan tan exigente, que no se le adjudicó a nadie. Y para no andarse con complicaciones, los bertistas convinieron que mientras arreglaban el embolado adjudicatario, lo más fácil era que lo siguiera prestando en precario el anterior concesionario (aunque por la vía oficial-legal, según el Ayuntamiento y el resultado de su concurso público, esa empresa no es apta para prestar el servicio ¡¿?!).

Ups, conociendo el andar de las perritas, si los bertistas tensan tanto la cuerda demorando pagos, aquí hay tomate 😉 , jajajja, así que vayan cogiendo sitio que esto se pone bueno (a ver si le echamos el guante a a esas deudas, y no nos pasa como con las guaguas para mayores).

Para que vayan uniendo hilos, echen un vistazo al artículo que publicó El Día en mayo de 2010 (pinchar a continuación para leer): “La oposición critica el pago de 400.000 euros a la grúa municipal“.

Inspección de Trabajo en el Ayuntamiento:

Por si fuera poco, el Ayuntamiento de Arona fue inspeccionado hace unos días por Trabajo. La visita, como no podía ser menos, causó gran expectación entre el personal, sobre todo el de ciertas dependencias… Jajaja, ¿se imaginan la privanza de los policías locales que tienen la jefatura en un antiguo empaquetado de tomates con semejante visita? De momento enumeran animadillos la colección de infracciones que podrían detectado en su sede de trabajo. A estas alturas del cuento, tras llevar años denunciando a Inspección de Trabajo las defiencientes condiciones laborales de esas instalaciones, tampoco es que los policías locales que he consultado tengan muchas esperanzas en el resultado de esa inspección. Pero se ríen viendo a algunos jefes policiales y políticos pasando el apuro (y cotilleando sobre ello).

¿Foto en la Casa del Vino?

Vaya vaya, qué sobradito va el alcalde, alardeando sin cortarse de una de las obras escandalosas por las que él y su junta de gobierno de 2003-2007 están imputados en el Caso Arona. Contratos a dedo, fraccionamiento de pagos… ¿Les suena? Y leyendas, muuuuchas leyendas sobre el destino del chorro de pasta no fiscalizada que se ha invertido en esa obra, y hasta del destino de las vigas de tea que había en esa casona… ¿500.000 euros dice Berto que se ha gastado en ella? Hmmm, no sé yo…

Aunque bueno, si él y su concejal invisible de Patrimonio posan junto a la Casa-Museo será que ya han solucionado al menos el problema que tenían con las escrituras de propiedad de ese inmueble (supongo, vamos).

Nada, dentro de nada nos lo vemos posando en el Campo de Tiro de Arona casco, en el solar desmontado en el casco para construir un edificio administrativo, en el puente de ferruja de Los Cristianos, en el solar desmontado para hacer el centro deportivo de las medianías, en el tanatorio e instalaciones forenses del cementerio… ¿Saben qué tienen en común todas esas obras y otro montón que no terminaría de enumerar? Que a sus responsables debería caérseles la cara de vergüenza por lo que han hecho y por lo que nos han costado. Claro que para quienes no tienen vergüenza no debe ser problema hacerse fotos presumiendo de cosillas por las que deberían rendir cuentas o, si son frescos listos, por lo menos pasar de puntillas en plan desapercibidos total.  Joer, que hasta técnicos de la Consejería de Patrimonio del Cabildo pusieron el grito en el cielo cuando vieron las burradas que se estaban haciendo en la obra de esa casona histórica (derribo de muros a capricho incluido).

El alcalde quiere volver a salir en Canal Plus cueste lo que cueste.

Aunque lo que ocupa y preocupa ahora al bertismo no es ni una posible huelga en limpieza en plenas fiestas navideñas, ni las inspecciones de Trabajo en el Ayuntamiento, ni las deudas y problemas con el servicio municipal de grúa, ni las obras ilegales y vergonzosas en las que se ha dilapidado el dinero. Nada de eso. En lo que están afanados ahora los gobernantes de CC y sus adláteres es en colar por donde sea la financiación del Torneo de Fútbol de Canal Plus. Si hay perras o no, es lo de menos. Ya se sacarán de algún lado.  Y si hay que pagar el torneo por la sociedad municipal de promoción turística, pues se hace y listo.

Pero que Berto salga por la tele, por Canal Plus nada más y nada menos, es fundamental… (recuérdenme que les cuente un día detallitos poco conocidos sobre cómo se negocian contratos con las televisiones, qué tipo de imágenes-declaraciones se llegan a pactar,…). Sí señor, éste debe ser un proyecto irrenunciable para Arona.

Que en el último torneo el alcalde se vio muy bien aplaudiendo y hablando por televisión a nivel nacional. Eso sí que son inversiones importantes para salir de la crisis (de la crisis de imagen, vanidad y autoestima 😉 ).

 

Hay muchas cosas interesantillas que tengo pendientes, pero por hoy va bien, ¿no?

El gobierno bertista convirtió una casona en museo ¡sin formalizar escritura de propiedad!!

El Ayuntamiento se expone a perder cualquier derecho sobre la Casa Museo del Vino después de haber invertido en la misma (y de forma ilegal) más de 300.000 euros

Pasen y vean señor@s, que este espectáculo de payasos no tiene desperdicio. Logrará impresionarles para el resto de sus vidas, jajajajjaja, si no siguen acumulando más perlitas de estas a su abultada saca de payasadas mayúsculas. Como yo misma soy consciente de que cuesta creer que pueda haber gestores públicos tan cantamañanas, voy a contarlo gráficamente, tomando como fuente inicial el Inventario de Bienes ese que el gobierno aronero de Coalición Canaria que ha revalidado su mayoría absoluta (y que ha batido un récord de abstención en España, jeje) se ha decidido a sacar del armario. Se pusieron a encargarlo en 2003, en pacto con el PP, después de un montón de años sin llevar ningún control riguroso de las propiedades consistoriales (lo cual es ilegal, claro). Según el alcalde y su concejal de Hacienda, está listo desde hace como tres años. Pero miren cuando han venido a ¿atreverse? a aprobarlo y a sacarlo a exposición pública (por joyitas como la que viene ahora).

–> Ésta es la ficha del inventario que recoge la ‘propiedad’ consistorial de la Casa del Vino, ubicada en la Calle La Bodega del casco aronero. Figura que fue dada de alta en 2008 (pero de alta dónde? ¿En este inventario? ¿En el catastro? ¿En…? ). Su “coste de reposición” (¿?) es de 431.263 euros. Hasta aquí todo parece normal.

–> La siguiente ficha refleja los linderos y sus referencias catastrales y, uy, una ligerísima incoherencia. La propiedad, según el título (se supone que de propiedad) es de 374 metros cuadrados, pero que en realidad, la superficie estimada actual es de 385 metros cuadrados. (No se aporta el dato del apartadito “superficie catastral”, ni los datos registrales (tomo, folio y demás) ¿? ). Pero bueno, vamos a barrer para casa con ese ligerín desajuste en la superficie de la parcela y a dejarlo pasar, que para una vez que sale ganando el patrimonio público aronero en ese sentido…). Se le asigna un “valor contable de venta” de 176.118 euros (que ese es el precio de mercado al que puede venderla el Ayuntamiento, o que eso costó la adquisición del inmueble?).

Fíjense que en la parte alta de la fich, junto a donde pone “Estado de Posesión” consta  Plena Posesión” (lo lógico, vamos).

–> Ahora viene la ficha en la que se detallan  las inversiones realizadas por el Ayuntamiento en la rehabilitación Casa Museo del Vino supuestamente público. Esas inversiones fueron dadas de alta (seguimos sin saber donde) entre el 30 de diciembre de 2009 (época de mayoría bertista, aunque esas obras empezaron mucho antes, ¡en el mandato 2003-2007 para ser más exactos!!) y el 24 de mayo de 2010 (hace un añito). Pues bien, ese proyecto de rehabilitación forma parte del Caso Arona, porque los trabajos fueron adjudicados a dedo, sin concurso público, fraccionando los contratos de forma intencionada para que parecieran obras menores (que no necesitan ser licitadas), … Y más cosas (no me extiendo porque hoy no es ese el tema principal).

Y, tachaaaaaaan, aquí viene el estupor: “ESTE INMUEBLE ESTÁ INSCRITO EN LA FINCA 1479-N, TOMO 670, LIBRO 231, SEGÚN EL ANTIGUO INVENTARIO, PERO EL AYUNTAMIENTO NO APARECE COMO PROPIETARIO DE ESTA FINCA EN EL REGISTRO DE LA PROPIEDAD” 😮 !!!

Pe pe pe pero si el registro de la propiedad asigna la propiedad de este inmueble a otro propietario, entonces ¡esta administración pública no es la dueña! ¡Al menos no con todas las de la Ley!

Lo que puede pasar con esta casona:

Por una vez, vamos a ponernos en plan Berto el alcalde y a agarrarnos a un clavo ardiendo: Igual resulta que el ayuntamiento tiene algún tipo de garantía de que aunque el dueño registral sea otr@, la propiedad y disfrute del inmueble es entera, exclusiva e impenablemente consistorial. Yo qué sé, podríamos suponer por ejemplo que adquiere derechos al desembolsar dinero público, o al no haberse producido ninguna reclamación de los propietarios registrales desde hace años… Con lo que no cabría temer que semejante inversión pública (al inmueble en esa ficha le asignan un valor neto de 307.217 euros, pero ni sé si eso es igual a la suma desembolsada por las arcas públicas en ese inmueble, ni sé si en las cifras que aporta en ese sentido están incluidos los casi 52.000 euros que aparecen abajo, en relación a equipamiento y acometida “en B.T”.

Peeeeeeeero agárrense, no se olviden, esto es Arona en versión bertista-CC, y todavía queda lo mejor.

Les desvelo ya que el clavo ardiendo está bien jodido de agarrar (y eso que el alcalde y su ‘trup’ ya deben tener callo y músculo hasta en los meñiques de tanto practicar lo de agarrarse a clavos ardientes). Existe un convenio de cesión de ese inmueble. Fue un ‘regalo’ que hizo la familia Tavío Bello al patrimonio público aronero como plus del convenio que firmaron con el Ayuntamiento en relación a otros bienes (ese convenio lo detallo en otro post, que también tiene miga, y una historia bueníííííííísima narrada por su protagonista estrella (nadie del bertismo).

Otro convenio consistorial incumplido!!!

Al grano. Prepárense: El Ayuntamiento ha incumplido ese convenio. No ha respetado la parte del trato en el que se enmarca la cesión de la Casa del Vino. ¿Saben qué significa eso? Pos’ que si quienes firmaron ese acuerdo de cesión con el Ayuntamiento a cambio de unas contraprestaciones que no se han hecho realidad van y deciden invocar su revocación y reclamar que les sean restituidos sus bienes, se pueden encontrar, entre otras muchíiiiisimas cosas, que son dueños de una Casa Museo del Vino particular, toda equipadita, para sus fiestas y parrandas familiares, de amigos… O quién sabe, para explotar empresarialmente ese tingladete. Uff, capaz que hasta triunfan del todo si reclaman lucro cesante al Ayuntamiento por el tiempo que han estado privados del disfrute y posibles beneficios económicos de sus bienes.

Otro pistoletazo bertista contra el sentido común, la legalidad y el interés de los aroneros.

O sea, un nuevo embolado que compromete seriamente a los bienes públicos, a las arcas municipales y, cómo no, al interés de los aroneros. ¿Y por qué? Pues porque a ninguno de los responsables políticos de Arona se le ocurrió nunca formalizar en el Registro de Bienes la propiedad de ese inmueble (cedido en los tiempos en los que Mario Spreáfico fue alcalde, en el trozo de mandato que presidió entre 1995-1999). Y, sobre todo, porque el gobierno bertista se precipitó a gastar dinero municipal en algo que no cumplía todas las de la Ley (jeje, y, además, de forma también incompatible por la Ley. O sea, mejor digo “que no cumplía casi ninguna de las de la Ley”).

¿Que por qué hizo Berto cosas como esa? Bueno, él diría que la culpa fue de Cheché (quien por cierto, ha estado chungo chungo de salud, hasta el punto de ser operado a vida o muerte el día antes de las elecciones del 22M, y que ya está recuperándose). Pero no cuela, quien autoriza el gasto es el alcalde. Y de todas formas, la relación de obras y gastos que consta en este inventario data de cuando ya Cheché no era concejal).